kiwi1. Fuente de vitamina C

El kiwi es un citríco y por tanto rico en vitamina C.  Contiene más vitamina C que las naranja y los limones. Uno al dia aporta la cantidad diaria recomendada. Esta vitamina es un antioxidante que fortalece las defensas del organismo porque favorece el buen funcionamiento del sistema inmunitario.

2. Bueno para la digestión

Los kiwis verdes son una magnífica fuente de fibra alimentaria, que facilita la digestión de manera natural. Además contienen un enzima, la actidina, que nos ayuda a digerir las proteínas presentes en la carne o productos lácteos.

3. Muy ligero

El kiwi es una fruta muy ligera que apenas aporta calorias, unas 72 kcal. Así que puede ser un buen alimento entre comidas.

4. Efecto antioxidante

Los antioxidantes ayudan a proteger el organismo de los fenómenos de oxidación causados por los radicales libres. Los radicales libres pueden dañar las células y pueden representar un papel importante en las enfermedades cardíacas, el cáncer y otras enfermedades.


5. Índice glucémico bajo

Los kiwis tienen un índice glucémico bajo, esto significa que los azúcares que contienen se liberan gradualmente y por tanto, evita que el organismo cree demasiada insulina.


6. Contienen ácido fólico

También conocido como vitamina B9 que es especialmente importante para las mujeres embarazadas, ya que previene las malformaciones en el feto.

7. Están muy ricos

Los kiwis son deliciosos y se pueden tomar en cualquier momento del dia.

Anuncios

Alimentación mediterránea

La alimentación mediterránea, rica en verduras, hortalizas, fruta fresca y fruta seca (nueces, almendras, avellanas…), legumbres, pescado, derivados del maíz y aceite de oliva, se considera un tipo de alimentación muy saludable y equilibrada.

Para facilitar el equilibrio alimentario es conveniente hacer entre 3 y 5 comidas al día que se complementen entre ellas.

El desayuno es una comida muy importante, y debería contener:

  • Lácteos (leche, yogurt, quesos…).
  • Cereales (pan, galletas, cereales de desayuno).
  • Fruta fresca (entera, troceada, zumos).

La comida y la cena han de ser comidas complementarias, y han de evitar la repetición de alimentos y preparaciones.

El consumo de vino ha de ser ocasional, únicamente para los adultos, tomado con moderación, durante las comidas y en el contexto de una alimentación equilibrada.


Pirámide de alimentación saludable

Piramide_N

En la alimentación del día a día deberíamos:

1. Potenciar el consumo de frutas, verduras y hortalizas.

2. Incluir con más frecuencia legumbres y fruta seca.

3. Priorizar el consumo de pescado, y moderar el de carnes, especialmente las más grasas. El huevo es una buena alternativa a la carne y el pescado.

4. Tener en cuenta que los alimentos como el pan, la pasta, el arroz y las patatas son básicos.

5. Escoger, siempre que sea posible, el aceite de oliva, al cocinar y al aliñar.

6. Priorizar el agua frente a otras bebidas.

La inapetencia infantil es uno de los motivos más frecuentes de consulta en Atención Primaria. Cuando un niño no come es importante buscar las causas y descartar que sea debido a una enfermedad subyacente. El cansancio, el sueño, la excitación o los cambios en la rutina diaria son las principales causas que pueden producir variaciones en el apetito de los niños.

 

Consejos a seguir:

1. No forzar al niño a comer amenazándole con castigos o prometiéndole recompensas.

2. Presentar los alimentos de forma atractiva, mezclando texturas y colores.

3. Tener una actitud positiva. Hacer que la hora de la comida sea un tiempo de placer y no un momento detensión.

4. No comer con la televisión encendida ni con juguetes que le distraigan de la comida.

5. No prolongar la comida más de 30 minutos. Si rechaza el plato principal, insistir 5 minutos más y después pasar al postre. No tenemos que prohibirle éste, ya que estaríamos dándole demasiada importancia. No ofrecerle el plato una hora después, ya que el niño tendrá menos hambre en la siguiente comida.

6. No preparar otro plato en sustitución del que rechaza y esperar unos días antes de servirlo de nuevo.

7. No mezclar el alimento que no le gusta delante del niño.

8. No mostrar inquietud ante un rechazo temporal, ya que el niño abusará de ese poder.

9. No llenar los platos en exceso, dándole raciones pequeñas en platos grandes.

Es importante saber que el aprendizaje de unos buenos hábitos alimentarios requiere paciencia, instrucciones claras y sistemáticas y que el adulto siga los hábitos que enseña, ya que el niño imitará su conducta.

El colesterol elevado o hipercolesterolemia se asocia a un aumento del riesgo de padecer una enfermedad cardiovascular, que es la primera causa de muerte en los países industrializados. Cuanto más elevados sean los niveles de colesterol en sangre, mayor es el riesgo. Una dieta saludable, variada y baja en colesterol (no superar los 300mg/colesterol/día) hará que nuestros niveles de colesterol sean los deseados.

Pautas para reducir el colesterol de la dieta:

La dieta deberá ser pobre en grasas saturadas (lácteos enteros, carnes muy grasas, embutidos, paté, etc.) y rica en ácidos grasos monoinsaturados (aceite de oliva) y poliinsaturados (frutos secos y pescado). Las carnes grasas las deberemos sustituir por carnes magras. Eliminaremos la grasa visible de las carnes y la piel de las aves antes de cocinar. Los caldos y estofados deberán ser desgrasados. Tendremos que limitar la bollería y productos de pastelería.

Un aporte adecuado de fibra ayuda a disminuir la absorción de colesterol. Las recomendaciones de consumo son de 20-30g al día de fibra. Los alimentos ricos en fibra son las verduras, las frutas, las legumbres y los cereales integrales. Tomaremos 2 raciones de verdura al día (una ración cruda y la otra cocinada) y 3 raciones de fruta, preferiblemente entera, ya que en la piel es donde contiene más fibra. Las legumbres las consumiremos entre 2-4 veces a la semana.

Seguir leyendo »

Durante el embarazo es importante seguir una alimentación saludable y adecuada, de este modo contribuiremos al buen desarrollo del feto.

1) Comer fruta, verdura, hortalizas, legumbres, fruta seca y farináceos preferentemente integrales, así como cantidades moderadas de carne, pescado, huevos y lácteos.

                                                                                                                    2) Repartir la ingesta diaria en cinco o seis comidas; te ayudará a sentirte mejor.

3) Beber agua (8 vasos diarios). No consumir alcohol ya que afecta al correcto desarrollo fetal.

4) Moderar el consumo de la sal, utilizar sal yodada, ya que las necesidades de yodo durante el embarazo están aumentadas.

5) Comer cinco raciones al día de fruta y verduras. Deberemos comer 3 piezas de fruta y 2 raciones de verdura (1 ración cocinada y 1 ración cruda). Cuando comamos la verdura cruda, la tendremos que lavar bien con abundante agua.

6) Comer pescado dos veces a la semana, ya que contiene omega-3. Evitaremos el pez espada o emperador y el atún debido a su alto contenido en mercurio.

7) Comer lácteos desnatados y evitar quesos frescos o de pasta blanda (Camenbert, mascarpone, brie, queso de burgos) si en la etiqueta indica que han estado elaborados con leche cruda, porqué pueden contener Listeria, un microorganismo que puede provocar daños graves al feto.

8) Cocinar bien la carne y el pollo sin que quede ninguna parte cruda, ya que puede contener toxoplasma, el parásito que causa la toxoplasmosis, una enfermedad que puede afectar al feto.

9) Evitaremos los embutidos poco curados, patés y pescado crudo. En general no tomar alimentos crudos de origen animal como huevos, marisco, sushi y carpaccio.

10)Respetar las fechas de caducidad de los alimentos.

11) Limpiar las superficies y los utensilios de cocina después de manipular alimentos crudos. Estas prácticas ayudan a impedir toxoinfecciones por Salmonella, Campylobacter y E.coli.

Fuente: Agencia Catalana de Seguridad Alimentaria

Dieta en hiperuricemia

La hiperuricemia se define como un aumento de los niveles de ácido úrico en la sangre. El ácido úrico es el producto final del catabolismo de las purinas.

Los factores que predisponen al desarrollo de la hiperuricemia son:

  • Adultos de 30-39 años con hiperlipidemia (niveles altos de grasa en la sangre).
  • En adultos de 40-59 años son el consumo de alcohol y la menopausia .
  • Adultos de más de 60 años con insuficiencia renal o abuso de diuréticos.

Las principales complicaciones en la hiperuricemia son el desarrollo de la gota, nefrolitiasis por urato y nefropatía aguda por ácido úrico.

Medidas dietéticas:

1) No tomar alcohol. Su consumo se relaciona de manera significativa con el aumento de ácido úrico. La cerveza contiene cantidades considerables de purinas en comparación con otras bebidas alcohólicas.

2) Aumentar el consumo de hidratos complejos frente al de hidratos simples y grasas. Una dieta rica en cereales, féculas y verduras pobres en purinas estimula la excreción de ácido úrico.

3) Disminuir el consumo de alimentos ricos en grasa saturada y colesterol.

Seguir leyendo »

Propiedades del plátano

El plátano es un alimento imprescindible por su dulce sabor y gran valor nutricional.

Originario de Asia Meridional, fue sobretodo en la India donde más rápidamente se asentó y llegó a ser objeto de ofrenda a las deidades.

Es una fruta rica en hidratos de carbono y en fibra, esto le otorga un efecto saciante que permite controlar el apetito. El plátano siempre ha tenido fama de engordar pero solamente aporta 82kcal (1 plátano mediano). Su contenido en grasa es muy bajo. Las principales vitaminas y minerales que aporta son el potasio, magnesio, hierro, fósforo, calcio, vitaminas del grupo B, vitamina C y ácido fólico.

Al ser una fruta energética es ideal cuando se realizan esfuerzos físicos, ya que aumenta la capacidad de resistencia, mejora la actividad muscular y evita los calambres, pero además también puede ser efectivo cuando se realizan esfuerzos intelectuales, gracias a que reduce la fatiga y aumenta la concentración.

Su alto contenido en potasio y bajo en sodio favorece la eliminación de líquidos. Por tanto es indispensable para aquellas personas que sufren hipertensión.

Asimismo, también es ideal para aquellas que padecen enfermedades cardiovasculares, ya que regula las arritmias y la insuficiencia coronaria. Ayuda a mantener los niveles de colesterol estables.

Mejora el tránsito intestinal. Los plátanos verdes tienen poder astringente y son de gran ayuda en el estreñimiento, ya que al no digerirse fácilmente hace que el volumen de las heces aumente. Por el contrario los plátanos muy maduros son útiles en la diarrea.

Los fructo-oligosacáridos (fibra) que contiene estimula el crecimiento de bacterias beneficiosas para el organismo.

También son útiles para aliviar problemas de estómago, ayuda en estados depresivos y en la diabetes.

Su atractivo color, su dulce sabor y su aroma inconfundible son un reclamo para los sentidos.